Como prevenir enfermedades y cuidar de nuestros ojos con suplementos naturales

0
273

Luteína y licopeno para evitar la degeneración del cristalino y las cataratas.  La luteína es un miembro de la familia de los carotenoides que encontramos en vegetales como las espinacas, col rizada y maíz. Al principio no interesó a los investigadores debido a que no se podía transformar en vitamina A como el betacaroteno, pero actualmente se sabe que es un potente antioxidante que protege al ojo del daño de los radicales libres producidos por la exposición a los rayos U.V.

Se sabe que existe una alta concentración de luteína en el cristalino y esta ayuda a prevenir la degeneración del cristalino y las cataratas. El 20% de la población mayor de 65 años sufre de degeneración del cristalino, estando dicho riesgo aumentado en un 500% entre las mujeres postmenopausicas. Se cree que la exposición constante a rayos U.V. del sol puede ser la causa, debido a que fomentan la producción de radicales libres. Es muy recomendable administrar la luteína en combinación con zinc y zeaxantina para mantener saludable el cristalino y prevenir la formación de cataratas.

El licopeno es un miembro de la familia de los carotenoides que se encuentra principalmente en los tomates. Altas cantidades de licopeno se encuentran en las glándulas adrenales, testículos y próstata. Con la edad los niveles séricos disminuyen, así como en los pacientes con VIH, enfermedades inflamatorias e hiperlipidemia. Ejerce un potente efecto antioxidante y protector celular. Estará especialmente indicado en: cáncer de próstata, de páncreas y del tracto digestivo.

Según el estudio del grupo de estudio del Ojo seco (DECSG), una combinación de ácidos grasos omega-3 y antioxidantes puede reducir significativamente los síntomas del ojo seco, incluyendo la irritación y sequedad ocular, el enrojecimiento de los ojos y la visión borrosa.

En este estudio, publicado en Clinical Ophthalmology, se ha puesto en evidencia que el uso diario de nutracéuticos mejoró los síntomas en el 84% de los participantes, y se constató que el porcentaje de personas en el que los síntomas del ojo seco predominaban casi todo el tiempo disminuyó del 53,5% al inicio del estudio, al 34,1% después de 3 meses de intervención.

 

 

Para las molestías oculares, ojos rojos y ojos secos, la mejor recomendación: los colirios naturales. Los colirios naturales, elaborados a base de plantas naturales preparadas como una infusión, pueden ser un buen aliado para la salud de nuestros ojos. Manzanilla, romero o te son solo algunas de las plantas de las que podemos obtener interesantes beneficios por sus propiedades curativas.

La sequedad, el enrojecimiento, falta de lágrimas, dificultades para leer o la vista cansada son trastornos muy frecuentes, pero a los que debemos prestar atención, ya que nuestros ojos también son una de las piedras angulares de la salud. Estas molestias en muchos casos se pueden tratar con colirio, una solución líquida que se aplica directamente en los ojos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *